26 abr. 2010

Saquitos de lavanda

Estos saquitos de lavanda son muy fáciles de hacer y un regalo muy especial. Yo los he regalado, vendido y sobre todo los tengo colgados en todos los armarios. El olor de la lavanda es muy refrescante y relajante y además es una de mis flores preferidas.
He cogido unas tarjetas que he impreso y he cosido "mini" saquitos.
Los he rellenado de flores secas de lavanda y le he añadido una gota de esencia de lavanda.
Los he cerrado con una cuerdita y pegado a la tarjeta. Para finalizar el proyecto simplemente hacer un agujero y pasar una cuerdecita para que se puedan colgar.
Espero que os guste y de nuevo, aunque la máquina de coser no sea lo vuestro aquí simplemente hay que coser en línea recta. Si la tela es de cuadros (como la que yo he utilizado) mucho mejor!

No hay comentarios:

Publicar un comentario